¿Sufres sudoración excesiva? Te explicamos cómo puedes controlarla

Evita pasar momentos incómodos poniendo en práctica estos consejos.

¿Sabías que la hiperhidrosis, más conocida como la sudoración excesiva, es una condición que afecta aproximadamente al 4% de la población mundial?

Tanto hombres como mujeres están expuestos a padecer este trastorno que puede afectar la calidad de vida de las personas, pues puede generar estrés emocional, y así dificultar los ámbitos laborales y personales.

La sudoración excesiva puede presentarse en diversas partes del cuerpo, en su mayoría (51%) en las axilas, seguido por  hiperhidrosis palmar (24%).

Es importante tener en cuenta que la sudoración es necesaria para regular la temperatura del cuerpo y está presente en todas las personas.

Sin embargo, cuando se presenta una sudoración excesiva, se deben tener en cuenta algunas medidas para controlarla:

1. Consumir menos grasas

La acumulación de grasas hace que sudemos aún más, así que para evitar esto debemos moderar el consumo de alimentos grasos como el chocolate, la mantequilla, los embutidos, y demás.

2. Usar ropa adecuada

Las prendas de ropa fabricadas con fibras sintéticas, ajustadas a las axilas, hacen sudar más. Por eso, lo más recomendable es usar ropa de algodón o de lino holgada para que la piel pueda transpirar y el sudor de evapore de forma natural.

3. Beber agua

Es una manera de ‘refrigerar’ el cuerpo que no puede faltar.

4. Cuidado con el picante

La capsaicina del picante activa los sensores térmicos de la boca haciendo creer al cuerpo que nos calentamos.

5. Consumir Zinc

Este mineral ayuda a eliminar el exceso de sudor de las axilas, revitalizando las enzimas del sistema inmunológico responsable de la cicatrización e hidratación de la piel.

6. Practicar Yoga

Los nervios y el estrés son responsables de la sudoración en exceso, al hacer actividades relajantes como el yoga,  podrás equilibrar el sistema nervioso y, disminuir la hiperhidrosis.

7. Depilarse

Esto es clave para que haya una mejor circulación de aire, reducir la transpiración y evitar el sudor. También ayuda a controlar el mal olor que se produce cuando las bacterias que crecen debajo del vello se alimenten de las bacterias de la transpiración.

8. Usar leche de magnesia

Aplicársela después de bañarse en las partes del cuerpo donde sudas puede ayudarte a que la piel transpire.

9. Consumir salvia

Beber una taza de infusión de esta hierba ayuda a normalizar la actividad de las glándulas sudoríparas.

10. Escoger el desodorante correcto

Asegúrate de que sea un anti transpirante y que contenga sales de aluminio, pues taponan el orificio de salida de las glándulas sudoríparas y disminuyen la secreción de sudor.

¿Cómo evitar el sudor en las manos?

Si mantienes las manos húmedas puedes usar polvos de talco en las palmas. Si el problema es constante, puedes recurrir a una loción antitranspirante, esta la usarás antes de acostarte, lavar y secar muy bien las manos.

Deberás repetir 4 noches seguidas este proceso, y notarás que el sudor disminuye.